Seleccionar página

Inscripción en el ayuntamiento

Inscripción consular Elecciones Legislación

En virtud de la Directiva 2004/38/CE de 29 abril de 2004, que prevé la posibilidad de introducir una obligación de registrarse para los ciudadanos de la Unión Europea (UE), el Gobierno francés aprobó el 21 de marzo del año 2007 el Decreto 2007-371 relativo al derecho de residencia en Francia de los ciudadanos de la UE, de los Estados parte en el EEE y de la Confederación suiza así como de sus familiares.

La norma establece que todos los ciudadanos de la UE que deseen fijar en Francia su residencia habitual tendrán la obligación de registrarse en el ayuntamiento más próximo a su domicilio en un plazo de tres meses a contar desde su entrada en territorio francés.

Es importante aclarar que este decreto no se aplicará con carácter retroactivo a las personas que residieran en Francia con anterioridad al mismo y su aplicación efectiva está a la espera de que el Ministerio del Interior publique una Circular de aplicación (“arrêté”) que contendrá el formulario de declaración que el Alcalde tendrá que facilitar a aquellas personas que se registren.

Esta obligación de registrarse será única ya que el decreto no contempla la obligación del registro en caso de modificación del domicilio o de traslado a otro municipio. El decreto contempla también que, de no registrarse en el Ayuntamiento, el ciudadano comunitario podrá pagar una multa que podría ascender a los 750€.